El sábado no tenía pinta de ser una fiesta normal de Club Vértigo, desde hace casi 2 años Nocturnal inició un proceso de cambio en la percepción de eventos en el país, y este sábado se celebraba la última edición del 2015.

Con un line up variado y bajo la consigna de bailar Hasta el Amanecer, como ha sido su etiqueta desde la primera edición, disfrutamos de una interesante fusión de Electrónica, Hip Hop, Glitch y muchísimo baile por más de 10 horas en Club Vértigo.

Para esta edición el Main Room presentaba a varios de los más respetados exponentes del país, incluidos Faceblind, los host del evento desde la edición número 1.

Un circuito cerrado nos traía las imágenes desde el Booth del Main Room, mientras los miles de asistentes disfrutaban de Four LOKO Gold por primera vez junto a sus amigos, ya que durante el evento fue el lanzamiento oficial de la edición dorada de esta marca que se posiciona cada vez más en el público joven de Costa Rica.

Prisma Deer y Rob Fernández iniciaron la noche con melodías suaves de Deep y matices Nu Disco, una mezcla fácil de digerir y refrescarnos para la caliente noche que se avecinaba. Continuó Fran Soto y Samu con una buena energía de House Music, apropiada para un Main Room que ya a la media noche estaba lleno en un 70%. Después, mezclaron Richard Salazar y Fernando Melo, quienes a mitad de su set ya sentían la vibra de un Main Room lleno a un 100% (y así se mantuvo hasta ya entradas las primeras horas de la mañana).

Faceblind inicio su set con una fuerte dosis de energía, cargados de detonaciones de pólvora y una lluvia de confeti dorado sobre las más de 1500 personas que disfrutaban en el Main Room, sin duda alguna, uno de los momentos de mayor euforia de la noche, que se cubría no solo de buena música, sino también de una alta temperatura en el club.

Melissa O y Esteban Howell rompieron el dancefloor, con matices de melodías pero manteniendo la fuerza y línea de la noche, sin duda alguna un set memorable. A las 4:00 am Loic y Ser iniciaban una jornada llena de Techno, oscuro y lleno de groove, en su primer Nocturnal, uno particular y que será recordado por muchos.

La madrugada terminó a cargo de Faceblind, set que extendieron hasta las 8:30 am, repitiendo la fórmula de ediciones anteriores, pero con un sonido mucho más enérgico y emotivo justamente por ser la última edición del año.

Hip Hop & Glitch en el DEN, una de las gratas sorpresas de la noche

Mientras todo esto sucedía en el Main Room, el Den iniciaba al ritmo del Hip Hop junto a los Pedazos y Dunn quienes pusieron a todos a bailar hasta la 1:00 am en un Den que estaba bastante lleno aunque con una temperatura más adecuada. Zurdo inició entonces su set de Glitch y el Den ya tomó un matiz distinto y sorpresivo para todos los asistentes quienes continuaron disfrutando de la propuesta de Glitch y Funk a cargo de Funka y Bunny Wabbit, todos vestidos y “fractalizados” por el artista multifacético Dino Real.

¿Porqué tanto calor? La pregunta de la noche.

Uno de los principales actores de la noche fue justamente la alta temperatura, unido a un Dancefloor encendido, lo cual llamaba la atención y hacía a muchos preguntarse que era lo que efectivamente estaba sucediendo.

Consultamos a la administración de Club Vértigo quienes nos indicaron que los ductos de ventilación y extracción del edificio sufrieron un daño, lo cual pese a los esfuerzos realizados durante el evento no pudieron solucionarse del todo dejando el sistema a un 50%, insuficiente para un evento de tal magnitud, sin embargo, aseguraron una solución pronta e inmediata que comunicarán en sus redes sociales las próximamente.

Fotografías por Pablo Murillo.

Banner-Four-Loko-Gold2